Clima frío y dispositivos Ring alimentados por batería

En muchas partes del mundo, el invierno trae frío, lluvia, aguanieve, nieve y, a veces, temperaturas extremadamente gélidas. En consecuencia, los dispositivos alimentados por batería, como Ring Video Doorbell, Stick Up Cam y Spotlight Cam Battery, pueden ver su rendimiento afectado por el frío. Este artículo le informará por qué sucede esto y ofrecerá algunas sugerencias sobre qué hacer al respecto. 

Duración de la batería y el frío

El clima extremadamente frío tiene efectos negativos en las baterías de iones de litio como las que se utilizan en los dispositivos Ring. A medida que baja la temperatura, estas baterías comienzan a tener problemas para retener la carga y, si hace el frío suficiente, incluso dejan de funcionar. Como resultado, a ciertas temperaturas, las baterías de su dispositivo Ring podrían agotarse más rápido de lo esperado y tendrían que recargarse más a menudo. 

Otro factor importante en la duración de la batería del dispositivo Ring es si está conectado a otra fuente de alimentación, como la corriente de la casa. Los dispositivos Ring alimentados por batería funcionan gracias a las baterías, y no a la fuente de alimentación externa. Las fuentes de alimentación externa se utilizan para recargar las baterías y no pueden alimentar el dispositivo. Cuando la temperatura cae por debajo de los 0 °C (32 °F), la batería deja de aceptar la carga externa y puede quedarse sin energía. 

Temperaturas importantes

Los siguientes son las principales temperaturas a las que debe estar atento en lo que respecta a las baterías. 

  • 3 °C (36 °F): Puede que la batería no retenga la carga con tanta eficacia, dando como resultado tener que cargar la unidad con mayor frecuencia.
  • 0 °C (32 °F): Puede que la batería no se cargue en absoluto. Incluso las configuraciones conectadas por cable podrían no cargar la batería.
  • -20,5 °C (-5 °F): Puede que la batería deje de funcionar por completo hasta que suban las temperaturas.

 Qué hacer cuando hace frío

  • Lleve su dispositivo al interior: cuando haga frío y la batería de su dispositivo se agote, lleve su dispositivo entero al interior de la vivienda y cargue la batería con un cable USB. Esto permitirá que el dispositivo entre en calor mientras la batería se carga.
  • Asegúrese de que la batería esté cargada al 100 %: asegúrese de que la batería haya alcanzado el 100 % de carga antes de volver a montar el dispositivo. Aunque la batería seguirá sin ser tan eficaz como cuando las temperaturas son más cálidas, si se asegura de que la batería está al 100 %, permitirá que su dispositivo funcione tanto tiempo como sea posible. 
  • Vigile su carga y la temperatura: mientras la temperatura fluctúe en torno a los niveles mencionados anteriormente, puede tener problemas con la carga de la batería. Por lo tanto, es importante vigilar constantemente la duración de la batería cuando hace frío para asegurarse de que su dispositivo siempre esté funcionando.

Haga clic aquí para obtener más información sobre la duración de la batería.

¿Fue útil este artículo?
Usuarios a los que les pareció útil: 1881 de 2186

Send Feedback